sábado, 18 de febrero de 2012

Pan Blanco




Whole kitchen en su Propuesta Salada para el mes de febrero nos invita a preparar un pan básico de masa madre. 

¡¡¡Benditos panaderos!!! Me ha encantado la propuesta/reto de este mes, a parte de por el resultado del pan, que es el autentico pan de pueblo de toda la vida, también por que ahora comprendo lo duro que es ser panadero.... 

Mas que nada porque he estado todo el día pendiente de este pan. No, no, .... no es broma. Si ves la receta, en total tiene unas 8 horas, partidas en tramos,  de fermentado del pan, con lo que empecé a hacerlo sobre las 10 u 11 de la mañana, y sobre las 8 de la tarde estaba consiguiendo sacarlo del horno. Pero el resultado lo merece. 

Este mes, he seguido al pie de la letra, las instrucciones de whole kitchen, extraída del libro Panes del Mundo de Paul Gayler. 

Para la masa madre ácida 
100 g de harina de fuerza blanca 
60 ml de agua tibia 
5 g de levadura fresca o 7 g de levadura seca activa 

Para la masa base 

450 g de harina de fuerza blanca 
50 g de harina de centeno 
350 ml de agua tibia 
12 g de levadura de panadero fresca o 8 g de levadura seca activa 
2 cucharaditas de sal marina 

Elaboración: 

Para la masa madre ácida, ponga la harina en un cuenco grande y haga un hueco en el centro. Mezcle en un cuenco pequeño,el agua con la levadura; viértela sobre la harina y mezcle gradualmente para formar una masa firme empleando una sola mano. 

Vuelque la masa madre sobre la superficie de trabajo ligeramente enharinada, amase durante 8-10 minutos, y vuelva a introducir en un cuenco limpio y aceitado; cubra con un film plástico o un paño húmedo y deje fermentar en un lugar cálido durante 4 horas. 

Vuelque nuevamente la masa madre sobre la superficie de trabajo ligeramente enharinada y golpéela para extraer el aire. Coloque en un cuenco y fermente durante 3 horas más. 

Para formar la masa base, ponga la harina en un cuenco y haga un hueco en el centro. Vierta el agua y la levadura en un cuenco pequeño y deje reposar 5 minutos. Vierta el líquido con la levadura sobre la harina, añada la sal y el impulsor de masa madre ácida y trabaje hasta lograr una masa suave y elástica. Ponga en un cuenco limpio y deje fermentar 1 hora. 

Vuelque la masa y golpee para extraer el aire. Dele forma de dos hogazas redondas y aplánelas ligeramente con la mano. Espolvoree generosamente con harina. Con un cuchillo pequeño afilado, haga cuatro cortes en la parte superior formando un recuadro. Ponga ambas hogazas sobre una placa de hornear enharinada, cubra y deje fermentar una hora. 

Precaliente el horno a 240ºC o a la temperatura máxima que pueda alcanzar. Coloque un molde bajo en la base del horno hasta que se caliente; vierta algunos cubitos de hielo para generar vapor. Ponga el pan en la parte superior del horno y hornee 30 minutos hasta que adquiera un color dorado. Transfiera a una rejilla para que enfríe. 


Una vez que esté frío, lo he guardado en una bolsa de plástico y se ha conservado bastante bien. 




6 comentarios:

  1. Vayaaaaaaaaa pedazo de pan que te has marcado, con lo panera que soy , madre mía estoy babeando que no veas. Tiene una pinta estupendaaaa.
    Besosss

    ResponderEliminar
  2. Tiene una pinta espectacular.Yo he hecho hogaza en dos ocasiones,pero como mi horno es de aire,por abajo se queda crudo aunque respete los tiempos.Acabo dándole la vuelta,pero creo que esa no es la solución.Se te ocurre què puedo hacer????

    ResponderEliminar
  3. Te han quedado genialesss!!! Ha valido la pena la espera verdad??
    Besos!!!

    ResponderEliminar
  4. Un pan muy bonito... Me apunto con aceite!

    ResponderEliminar
  5. ¡¡qué rico!! con esa miga tan buena el aceite seguro que empapa fenomenal el pan.

    ResponderEliminar
  6. Lo probé tostado y con sobrasada y estaba ...... uf.
    Anónimo, siento no poder ayudarte, me pillas KO.

    ResponderEliminar